Hace unos días sentí un olor delicioso invadiendo la casa… venía de la cocina.

Humanos estaban cocinando con esa cosa salada, aromática, maravillosa que llaman charqui… puse mi mejor cara de gata dulce, hasta que logré que me dieran un pedacito… hice otra fiesta… y otro pedacito.

Humanos se derritieron conmigo.. y me dieron más charqui…. muajajajajaja.

El charqui y yo