En estos días, quienes somos más sensibles y perceptivos que el común de las personas, podemos llegar a angustias y miedos extremos, a pensamientos catastróficos, a desorientación, a depresión, agotamiento.

Por lo sensitiva que soy, al caminar siento que paso por zonas de mareas o nubes densas de emociones, de miedo, angustia, rabia, tristeza. Sigo caminando y queda un nube atrás, y entro en otra más o menos densa. Por lo mismo estoy evitando ir a lugares donde se han concentrado los enfrentamientos.

Si te sientes sobrepasado/a, busca ayuda, apóyate en terapias complementarias, acupuntura, reiki, esencias florales, meditación, lo que te haga sentido y sientas que te sirva.
Personalmente me apoyo en acupuntura cada 15 días, y fui a sesión especial para el estrés post traumático en los primeros días de esta crisis.
Además he ido a sesiones de gemas, medito, y participo en cadenas de meditación.

A ratos igual me siento saturada, agotada, cansada, herida… Y somos muchísimos los que nos sentimos así.

Si eres sensible, busca apoyo, busca formas de relajarte, terapias, grupos en los que te sientas cobijado/a.. Podemos apoyarnos entre todos!

Y por supuesto estoy para ayudar en esta tremenda crisis, que espero de corazón sea profundamente renovadora y sanadora.

Namasté!

Comparte esta nota:
Tiempos difíciles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *